ACTUALIDAD


Edelvives presenta: heroínas, diosas y guerreras

29 julio 2020

La colección Mitos clásicos, que ya reunía algunos de los relatos más importantes de la mitología grecorromana, se amplía con tres nuevos títulos: «La terrorífica Medusa», «Las valientes Amazonas» y «La sabiduría de Atenea».

Las tres historias están protagonizadas por intrépidas heroínas que nos transportan a un mundo fantástico lleno de aventuras, igual que lo hicieron los títulos anteriores.

 El responsable de acercar a nuestros jóvenes lectores los relatos más significativos de la mitología es Ricardo Gómez, un profesor de matemáticas que un día decide dejar de jugar con los números y pasarse a jugar con las letras. A partir de entonces se dedica a la literatura infantil y juvenil y a los libros de texto. Eterno curioso, apasionado de la fotografía y el cine, ha ganado numerosos premios, entre ellos el Premio Alandar de Literatura Juvenil de Edelvives en 2003 y en 2016. En estos últimos volúmenes, nos invita a viajar al pasado involucrándonos en un sinfín de andanzas llenas de emociones a flor de piel. Pero, además, nos ayudará a descubrir las características de los dioses, lo que esconde su simbología, cómo se los representa en el arte y su continuidad hasta nuestros días convertidos, por ejemplo, en personajes de cómic. En los textos va entretejiendo unos mitos con otros, lo que es una maravillosa estrategia para abrir múltiples caminos a nuestros curiosos lectores.

La terrorífica Medusa nos cuenta la historia de las tres hermanas Gorgonas: Esteno, Euríale y Medusa. Esta última, con aspecto humano y bellísima, era la única mortal. Dani Torrent, ilustrador del libro, es el encargado de ponerle un sensual rostro y una larga cabellera negra. Pero no nos dejemos engañar por su apariencia, ¿quién es capaz de mirarla cuando convierte en piedra a cualquiera que se atreva a fijar sus ojos en ella? Con dibujos de trazo rápido y coloreados con lápices de madera, como si de un dibujo infantil se tratara, aparece Afrodita cuando, celosa de su atractivo, decide visitar a Medusa. Y terribles son las Grayas, viejas vestidas de negro con rostro macilento y largas uñas, que reciben a Perseo. No os perdáis un sinfín de aventuras llenas de horripilantes gritos, caballos alados o monstruos marinos que os producirán auténticas pesadillas.

Pero no creáis que vais a parar, las hazañas continúan con Las valientes Amazonas, mujeres que vestían igual que los hombres y que, desde pequeñas, aprendían a montar a caballo y a guerrear. Producían miedo y admiración porque eran, a la vez, madres cariñosas y hábiles arqueras. Las ilustraciones son obra de Rebeca Luciani que crea unas bellísimas imágenes, un tanto planas, con una paleta reducida de colores que parecen sacados del quattrocento italiano. Viviremos los amores trágicos de Hércules e Hipólita, la proclamación como rey de Teseo o la lucha por el cinturón de Ares. Apasionante es el episodio en el que Pentesilea y otras guerreras ─armadas con jabalinas y flechas─ se enfrentan a Aquiles y atemorizan a los combatientes griegos.

El último de los libros en publicarse ha sido La sabiduría de Atenea. Todo empieza cuando Zeus se tragó a Metis, su esposa embarazada, lo que le produjo un fuerte dolor de cabeza. Para aliviarse pidió que le abrieran la frente con un hacha. Así, de su interior surgió Atenea ya adulta, ¿podríamos imaginar un comienzo más sorprendente? Ella es diosa de la guerra y, por eso, Ayasha Rubio, la ilustradora, la representa con lanza y casco. Puede ser terrorífica cuando utiliza los rayos de Zeus para desatar una sobrecogedora tormenta que acabe con su enemigo o convierta a Aracne en una insignificante araña condenada a tejer eternamente. Pero también es la diosa de la sabiduría y las causas justas y se acompaña del mochuelo que todo lo observa. Muchos se pusieron bajo su protección y, por eso, nos mira desde el Partenón, el templo que se construyó en su honor, en la cima de la Acrópolis en Grecia.

Una colección para disfrutar de historias que han ganado su batalla al tiempo y en las que el pasado se hace presente dejando una huella imborrable en nuestra memoria.